saludable

29/2/16

Mantener La Piel Siempre Joven

Para que el paso del tiempo no repercuta en nuestro rostro es preciso llevar a cabo ciertos hábitos saludables. La hidratación, la exfoliación y la buena alimentación son algunos de ellos.

¿Cómo mantener nuestra piel siempre joven?

Más luminosidad, menos arrugas, mejor aspecto y menor incidencia de las heridas. ¿Crees que es imposible lograrlo? ¡Solo tienes que seguir estos consejos!

Come bien

Es imprescindible que te alimentes correctamente. La dieta ha de ser sana y equilibrada e incluir todos los nutrientes.
Se recomienda añadir frutas y verduras, pescados azules y legumbres. También agrega germinados, frutos secos y alimentos con mucho zinc como el pepino.
Añade las principales vitaminas para que tu piel esté sana:
  • La falta de vitamina A produce una dermis seca.
  • La deficiencia de vitamina B provoca enrojecimiento y grasa en la nariz.
  • No consumir la cantidad suficiente de vitamina C causa una menor producción de colágeno (necesario para que la piel se mantenga elástica).

Bebe agua

mujer-bebiendo-agua
Seguro ya sabrás que los dos litros de agua al día son vitales para estar saludable. No obstante, quizás no conocías un dato interesante: ¡también mejora el aspecto de la piel!

Esto es así porque hidrata y humecta las células y le aporta más elasticidad y flexibilidad. Puedes beber zumos naturales e infusiones de hierbas para no aburrirte de tanta agua.

Deja de fumar

El humo del tabaco tiene una gran cantidad de sustancias nocivas que no solo perjudican la salud interna, sino también el aspecto de tu piel. Las personas que fuman tienen la tez apagada, gris y con más arrugas.
El cigarrillo destruye la epidermis e impide que la piel se revitalice y oxigene.

No bebas alcohol

Uno de los secretos de las personalidades de la pantalla grande (como el caso de Jennifer López) para mantener una piel hermosa no son los miles de productos que usan sino el hecho de no consumir bebidas alcohólicas.
Esta sustancia reduce los niveles de oxígeno en la sangre y afecta la producción de colágeno. ¿La consecuencia? Piel sin firmeza y sin elasticidad.

Minimiza el consumo de café

Al igual que los refrescos cola, que también tienen cafeína, estas bebidas aumentan la diuresis y deshidratan la piel. Además, nos dan una sensación de euforia y energía que pueden impedir que descansemos como corresponde.